Su estado de salud es grave y hasta el momento no hay detenidos

Tras recibir un impacto de bala en la cabeza, Rogelio Esteban Canul Tzeek, conocido cariñosamente como “Roy” originario de Nunkiní, Calkiní, se debate entre la vida y la muerte.

Los hechos se suscitaron e la noche del pasado viernes, en su terreno que tiene afueras de esta comunidad, donde por ahora no existe ningún detenido y todo esta en investigación por las autoridades.

Sus familiares los trasladaron a la clínica de especialidades en la capital del estado, donde ya fue intervenido quirúrgicamente, sin embargo su estado de salud se reporta como grave.

Son varias versiones las que suenan sobre este intento de homicidio, pero las autoridades correspondientes ya siguen por oficio este hecho que se registró.

error: Content is protected !!